La caballa, un producto andaluz por excelencia

La caballa, un producto andaluz por excelencia

Si queremos señalar un producto andaluz por excelencia, tenemos que hablar de ”La caballa del Sur”, producto con una calidad, avalada por la Denominación de Origen Caballa y Melva de Andalucía.

Entre los meses de abril y septiembre y en la zona costera del sur de España y de Portugal es cuando se realiza la captura de este manjar. Desde hace más de un siglo, este pescado del sur peninsular, se comercializa conservado en aceite y podemos decir que el sabor tradicional del filete de caballa es propio del sur de España.

Armoniza maravillosamente con finos de Jerez; vinos de Montilla-Moriles, manzanillas en rama y otros blancos andaluces.

Los firmes filetes de la conserva de caballa se disfrutan con un buen pan y un buen aceite, junto con un tomate fresco si se desea.

La caballa en aceite tiene un alto contenido de proteínas de gran valor biológico. Por su contenido lipídico, es fuente de ácidos grasos omega 3, que contribuyen al funcionamiento normal del corazón. Además, posee un alto contenido de ácidos grasos poliinsaturados e insaturados, y se puede resaltar su alto contenido de selenio y fósforo. También destaca su alto contenido de niacina, vitamina B6, B12, vitamina D y E.

Le sentaran de maravilla las armonías que unos buenos filetes de caballa del Sur pueden hacer al margen de los vinos propios de Andalucía, otros muchos caldos que habitan por nuestra geografía